También estoy en Facebook, Twitter, LinkedIn e Instagram
Isabel Del Rio, Isabel del Río Sanz, @IsabelDlRio y @miransaya
Terapias naturales y holísticas en ANIMA

lunes, 15 de julio de 2019

Akelarre y ROJO SOBRE NEGRO en el Celsius 232

Ya tenemos aquí el Celsius 232 y una servidora estará dándolo todo en la caseta de Apache Libros, desde el jueves 18 hasta el cierre del festival. 
Además de dedicar ROJO SOBRE NEGRO, realizaré unas cuantas actividades brujiles junto a Gemma Solsona, Ana García Herráez y Greta Waterhouse, de VUELO DE BRUJAS.

https://celsius232.es/off-celsius/



martes, 9 de julio de 2019

Reseña de EL JARDÍN DEL EDÉN y entrevista a Araceli Chiquilla Mesa


TÍTULO: El Jardín del Edén
AUTOR: Araceli Chiquilla Mesa
EDITORIAL: Ediciones El Transbordador

SINOPSIS
Año 2007. En El Jardín del Edén, una finca situada en un pueblo cerca de Madrid, la policía encuentra los cadáveres de una joven pareja. Aunque el caso se cierra como un envenenamiento accidental, Esteban, el forense que realiza las autopsias, intuye que hay algo más.
Una historia que bebe de la ciencia ficción de los años 50 y en la que se libra una lucha desigual y solitaria contra una amenaza letal, un enemigo invisible para la mayor parte de la humanidad.

OPINIÓN
Araceli Chiquilla Mesa es una autora catalana que se estrena con su primera novela, El Jardín del Edén, publicada con Ediciones El Transbordador.
Cuando su editora me llamó para presentarme la novedad, sus palabras llamaron mi atención: «Te va a encantar», dijo, «es una novela de Terror Botánico». Como ya sabéis soy fitoterapeuta y me apasiona el mundo de las plantas —sobra decir que me marcaron las Monstruo Plantas—, por lo que me entraron ganas de sopesar el libro y conocer a su autora.
Estamos ante una novela corta y muy rápida de leer, que mezcla misterio, drama, thriller y terror en igual medida. La psique del protagonista es el centro de la historia, haciéndonos dudar de si la trama se desarrolla en su mente o en la realidad que lo rodea.
Todo empieza con dos muertes aparentemente accidentales en unos terrenos de naturaleza exuberante y salvaje, repleta de ejemplares venenosos. El forense al cargo —que resultará ser el protagonista y héroe de la historia— será el único que se pregunte si realmente fue un accidente e inicie sus pesquisas.  
Su autora nos presenta un misterio bien trazado, un personaje que se desarrolla a través de la calamidad y un terror donde los monstruos son aquello que creemos inofensivo, pero también destila crítica entre líneas, porque ¿quién es el malo, el monstruo o quien lo engendró?
Araceli ya forma parte de nuestro club de lectura en La Font de Mimir, pero antes de conocerla tuvimos la oportunidad de leer su novela y escucharla durante la presentación, y las dudas y comentarios que surgieron mostraron que, a pesar de ser un libro de apenas 114 páginas, da lugar a distintas visiones del mismo.
El final —tranquilos que no hago spoilers— da lugar a polémica. En mi caso, disfruto de este tipo de conclusiones que dejan pensar al lector, pero muchos prefieren las cosas atadas y explicadas. Todos los caminos se cierran y su autora nos muestra hacia dónde se precipita la acción, pero es nuestro trabajo decidir quién ganará la batalla y si realmente había batalla que luchar.
Un buen pistoletazo de salida para una carrera literaria que espero nos dé muchas sorpresas.

ENTREVISTA
¿Quién es Araceli Chiquilla Mesa?
Soy una mujer de cincuenta y nueve años, nacida en Barcelona, que después de vivir mucho tiempo en un pueblecito del prepirineo leridano, ha vuelto a instalarse en su ciudad natal con muchas ganas de meterse de lleno en la aventura de escribir y publicar.

¿Cuáles fueron tus inicios en el mundo de los libros y quién te empujó a él?
Mi relación con los libros se remonta a mi infancia. Siempre me ha gustado leer y el día de Reyes nunca faltaban los libros entre los regalos. Recuerdo con especial cariño una colección de cuentos de diferentes culturas y zonas del mundo, de la Editorial Molino, que aún conservo.

¿Cuál es el primer libro que recuerdas que te marcara especialmente?
El Principito, de Antoine de Saint-Exupéry.

¿Cuándo empezaste a escribir y por qué?
Empecé en la adolescencia. Escribía poesías sólo para mí que me servían para dar rienda suelta a mis emociones y vivencias. La escritura en verso nunca en prosa  fue durante muchos años mi vehículo natural de expresión.    

Esta es tu primera novela publicada, ¿cómo ha sido la experiencia con la editorial y con los lectores? ¿Te lo esperabas? ¿Qué le dirías a un escritor novel que esté buscando editorial?
La experiencia con la editorial ha sido muy grata. Se han ocupado de todo con mucho mimo y profesionalidad. Estoy muy contenta de que Ediciones El Transbordador haya apostado por mi novela porque, aunque sea una editorial pequeña, sé que va a más, goza de un creciente prestigio y es sinónimo de calidad y buen hacer. También me hace especial ilusión que sea una editorial Malagueña,  porque toda mi familia viene de allí.
Respecto a los lectores, es una sensación muy gratificante saber que a la gente le interesa algo que has escrito. Algo que has gestado en soledad durante mucho tiempo y que, cuando empiezas en esto, tienes muchas dudas sobre si puede gustar o no. Por ahora, las reseñas que han aparecido y los comentarios que me han llegado, son muy entusiasmas y favorables. Que alguien te diga: “Me ha encantado” o “me ha enganchado por completo” no tiene precio y te anima a seguir escribiendo con más ganas aún.
A un escritor novel que está buscando editorial le aconsejaría que no empiece con editoriales grandes, porque es mucho más difícil que su intento llegue a buen puerto y, sobre todo, que se informe bien sobre aquellas donde puede encajar mejor su manuscrito. Hay muchísimas editoriales, con intereses muy diferentes y, afortunadamente, en internet se puede encontrar mucha información sobre todo ello. También es importante seguir las pautas  indicadas para el envío de originales. Aunque parezca poco importante, puede ser la diferencia entre que lleguen a leer el texto o lo desechen sin mirarlo siquiera. 

Como autora y lectora, ¿qué crees que mantiene enganchado a un lector y qué crees que lo espanta? ¿Qué te motiva a ti a seguir leyendo?
Es difícil hablar en general, porque no hay dos personas iguales en el mundo afortunadamente y con un libro pasa como con un cuadro: lo que para uno es una obra de arte, al otro le deja indiferente o no le gusta en absoluto. Pero, al margen de la mayor o menor calidad literaria de la obra que es otro aspecto muy distinto y que genera eternas controversias, tienes que captar su interés y ser capaz de sostenerlo a lo largo de la mayoría de sus páginas, llevarlo a tu terreno, emplear el lenguaje más adecuado para los personajes  y su marco temporal huyendo siempre de la pomposidad y el exceso de retórica y dejarlo participar de la historia.  Al margen de todo esto, depende en gran medida, de los intereses del lector y de lo que busca al abrir ese libro.   
A mí, en particular, me interesa que el texto me haga reflexionar, que me emocione y me aporte algo, más que la pura diversión y entretenimiento. No entiendo la literatura como un mero ejercicio estético o como simple evasión aunque sea lícito, por supuesto sino como enriquecimiento personal. También me gusta que la historia esté bien construida y que no haya demasiada violencia gratuita.

¿Tienes un método de escritura? ¿En qué te inspiras?
Lo cierto es que no. Intento escribir cada día, como aconsejan los manuales y muchos escritores, pero me cuesta mantener un ritmo y un horario. Soy mucho más visceral que metódica y alterno períodos de gran actividad con otros bajo mínimos.  Lo que sí hago es reescribir mucho.  Hoy por hoy, me encuentro más cómoda en el cuento y el relato que en una novela extensa y eso exige mucha contención y eliminar todo lo que no es imprescindible para la historia. Siempre hay cosas que mejorar y me cuesta dar un texto por acabado.
La inspiración viene de muchos sitios: sueños —como en el caso de esta novela, noticias o artículos del periódico, experiencias vividas propias o ajenas, escenas que ves por la calle o cuando vas en el metro, o ideas que se te ocurren sin saber cómo o por qué.

Botánica, ciencia forense, pilotaje de avionetas… ¿Cómo fue la documentación?
La parte referente a las plantas y a la ciencia forense fueron relativamente fáciles, porque son temas que me interesan en especial, la botánica y he leído bastante.
 No puedo decir lo mismo sobre el manejo de una avioneta, ya que no tenía ni la más mínima noción. Por suerte, con internet y tiempo por delante, pude obtener la información que necesitaba para dar verosimilitud a la historia.

El Jardín del Edén ha sido clasificada como novela de Terror Botánico, ¿qué opinas de ello? ¿Eras consciente de estar escribiendo una novela de género? ¿De las emociones y pensamientos que iba a suscitar tu obra?
Lo cierto es que no. Uno escribe para sí mismo, en cierta manera, sin pensar cómo lo vivirán los demás. En ciertos momentos, la historia parece tener vida propia y casi te limitas a seguirla y ver hacia donde te lleva. Me cuesta clasificarla como obra de Terror, aunque si me paro a pensar, tiene escenas muy intensas digámoslo así. Quizá es que la conoces tan bien, la tienes tan interiorizada, que no te sobresalta como a quien la lee por primera vez. Es muy interesante y enriquecedor ver cómo la  gente interpreta y vive lo que has escrito y como a diferentes personas les impactan más unos párrafos que otros, en función de sus características y vivencias.

En tu novela, las plantas tienen parte de culpa del terror que se desata, pero también la religión y el egoísmo humano, ¿qué tratabas de mostrar al lector?
Supongo que varias cosas, aunque cuando escribes  aflora una parte  de ti de la que no eres del todo consciente y que también juega su papel.
La primera, que el fanatismo en este caso religioso conduce a la perversión y es capaz de justificar las cosas más abominables. También quería mostrar que el enemigo más temible es aquel  en quien no se cree, por la ventaja que ello le da. En nuestro mundo actual, que adora las cifras, la razón y los experimentos, no existe lo que no se puede cuantificar, medir o pesar, pero yo creo que la ciencia no tiene respuesta para todo y que, creamos en ello o no, hay muchas más cosas a nuestro alrededor de las que podemos ver. Por último queda claro que, como en tantos otros casos, el origen del mal que se genera tiene la mano del hombre detrás.

El Jardín del Edén tiene un final que puede resultar controvertido, ¿por qué decidiste cerrarlo así?
Es cierto que el final ha suscitado cierta controversia entre algunos lectores, pero para mí es más importante  la actitud del protagonista, que el desenlace en sí. Creo sinceramente que es el final que pedía la historia, el que muestra con mayor rotundidad todo lo que yo quería expresar.

La locura es parte del ambiente, hasta tal punto que no sabemos qué es real y qué fruto de la imaginación febril del protagonista. ¿Por qué esta doble realidad?
Es algo que me he esforzado en transmitir y perfilar durante todas sus páginas, porque una amenaza que uno siente tan real y vívida, pero que es inexistente para los demás, resulta doblemente inquietante.
También porque, hasta cierto punto, todos vivimos en nuestro mundo particular, todos tenemos rarezas, manías, intuiciones… que no nos atrevemos a confesar, por miedo a traspasar, para la sociedad, esa fina barrera que a veces separa a los cuerdos de los locos.

La tortura es uno de los temas que tocas en la novela; la tortura emocional y psicológica. Llegas a mencionar los experimentos de Pavlov. ¿Deseabas representar nuestra sociedad y cómo nos controlan a través de seres aparentemente inocentes? ¿Cuál era tu intención?
Mi intención era mostrar que, al igual que el ser humano puede condicionar e incluso destruir psicológicamente a unos animales perros, en el caso de Pavlov a través de los mecanismos adecuados, puede intentarse lo mismo con un ser humano, introduciendo en su vida aparentemente libre los estímulos pertinentes cada cierto tiempo. Puede parecernos más cruel al tratarse de una persona, pero sólo visto desde nuestro punto de vista.  
¿En qué estás trabajando ahora?
En unos cuentos sobre las diferencias vitales y la manera de ver el mundo del hombre de campo y el urbanita.

¿Qué estás leyendo ahora?
Mortal y rosa, de Francisco Umbral.

¿Nos recomiendas algún título?
Cuentos completos, de Flannery O’Connor.

Isabel del Río
Julio 2019

martes, 2 de julio de 2019


Este julio, ROJO SOBRE NEGRO 
estará en el CELSIUS. 
¡Buscadme en la caseta de APACHE LIBROS!

RECOMANACIONS ESTIU 2019

Aquesta és una llista de recomanacions basada en els llibres que més han agradat als nostres clubs de lectura, tant per adults com infantil, així com als nostres lectors de confiança de la llibreria La Font de Mimir, Barcelona.


L’ordre de la majoria de seccions és per votacions, però la d’APRENENT A LLEGIR és de més fàcil a més complicat.


També hem afegit una breu llista de jocs de taula súper divertits per a que us endugueu aquestes vacances!





NARRATIVA


APRENDRE A PARLAR AMB LES PLANTES, Marta Orriols (Periscopi)


LA NOIA DE LA BOTIGA 24H / LA DEPENDIENTA, Sayaka Murata (Empúries/Duomo)


LA ISLA DE LOS CONEJOS, Elvira Navarro (Random House)


LA CALAVERA DEL SULTÁN MAKAWA, Rudolf Frank (Ediciones del Viento)


CREIX UN ARBRE A BROOKLIN, Betty Smith (L’Altra)


DIARI DE L’ANY DE LA PESTE, Daniel Dafoe (Marbot)


EL BANQUER ANARQUISTA, Fernando Pessoa (Quaderns Crema)


JUVENTUD SIN DIOS, Ödön Von Horváth (Nórdica Libros)


L’ÚLTIM ESCRIVENT, Sílvia Jané (Trípode)


DIARI D’UN LLIBRETER / DIARIO DE UN LIBRERO, Shaun Bytell (Viena / Malpaso)


NUESTRAS RIQUEZAS / LES NOSTRES RIQUESES, Kaouther Adimi (Asteroide / Periscopi)


UN ASUNTO DE FAMILIA, Hirokazu Kore-ede (Nocturna)





CIFI, TERROR i FANTASIA


SIEMPRE HEMOS VIVIDO EN EL CASTILLO / SEMPRE HEM VISCUT AL CASTELL, Shirley Jackson (Minúscula / L’Altra)


CASA VOLADA, Gemma Solsona (Huso)


ROSALERA, Tade Thomson (Runas)


LOS FANTASMAS FAVORITOS DE ROALD DAHL (Blackie Books)


ESTACIÓ BOIRA, Enric Hercé (Males Herbes)


LA SENYORA CALIBAN / LA SEÑORA CALIBAN, Rachel Ingalls (Minúscula)


EL JARDÍN DEL EDÉN, Araceli Chiquilla Mesa (Transbordador)


ALBA, Octavia E. Butler (Mai Més Llibres)


EL HAMBRE, Alma Katsu (Runas)


VUELO DE BRUJAS, VVAA (Apache Libros)


LA JUGUETERÍA MÁGICA, Ángela Carter (Sexto Piso)


EL OTRO, Thomas Twyon (Impedimenta)


TESS DEL CAMINO, Rachel Hartman (Nocturna)


LAS PROFECÍAS DEL MOTHMAN, John Keel (Reediciones Anómalas)


AYANTEK, Míriam Jiménez (Insólita)


NEGRA LA BRISA LLUENT, David Vann (Periscopi)


RIESGOS DE LOS VIAJES EN EL TIEMPO, Joyce Carol Oates (Alfaguara)


LENA Y KARL, Mo Davian (Blackie Books)





JUVENIL


EL RASTRE DEL LLAMP, Rebecca Roanhorse (Mai Més Llibres)


LA CANÇÓ DEL CUCUT / LA CANCIÓN DEL CUCUT, Francesca Hardinge (Bambú)


ROJO SOBRE NEGRO, Isabel del Río (Apache Libros)


ELS DÉUS DEL NORD / LOS DIOSES DEL NORTE, Jara Santamaría (B de Block)


EL NIÑO BRUJO y LA BRUJA ESCONDIDA, Molly Knox (Harperkids)


EL DIA DELS TRÍFIDS, John Wyndham (Tribu)





INFANTIL LECTURES


LA TERANYINA DE CARLOTA, E.B. White (Viena)


EL GEGANT AL·LUCINANT, David Walliams (Montena)


L’AGUS I ELS MONSTRES, col·lecció, Jaume Copons i Liliana Fortuny (Combel)


PENNY BERRY, col·lecció, Lluís Prats i María Simeville (Cruïlla)


LA LÍDIA A L’ALTRE BANDA, Vicente Montalbà (Mamut)


BÈSTIES DE L’OLIMP, col·lecció, Lucy Coats (La Galera)





APRENENT A LLEGIR


EL PIRATA VALENT, Ricardo Alcántara i Gusti (Kalandraka)


PESOLET, Davide Celi i Sébastien Mosrrain (Baula)


SÚPER GATA, col·lecció, Guido Sgardoli (Edebé)


MINISAURIO, col·lecció, Ute Krause (Edebé)


MARCOPOLA, col·lecció, Jacobo Fernández (Mamut)


HILDA, col·lecció, Lucke Pearson (Barbara Fiore)


EL CAMÍ DE LA MUNTANYA, Marianne Dobuc (Juventud)


ISADORA MOON, col·lecció, Harriet Muncaster (Alfaguara)





IL·LUSTRAT


L’OVELLETA QUE VA VENIR A SOPAR i ELS LLOPS QUE VAN VENIR A SOPAR, Steve Smallman (Beascoa)


TAMPOC OBRIS AQUEST LLIBRE, Andy Lee i Heath McKenzie (Bruixola)


AQUEST LLIBRE ÉS MÀGIC, Evanson (Juventud)


LA MACETA ENCANTADA, Gemma Camblor i Esther Gili (Astronave)


LA OVEJA NEGRA, Magela Ronda i Jotaká (Astronave)


SAMBA PANDA AMB EL PARE, Satoshi Iriyama (Libros del Zorro Rojo)


L’ABRAÇADA / EL ABRAZO, Eoin McLauchlim i Polly Dunbar (Anima Llibres)


L’ESPERA / LA ESPERA, Gina Clotet (Tramuntana)


SOTA LES ONADES, Meritxell Martí i Xavier Salomó (Flamboyant)








JOCS DE TAULA


VIRUS


PICK-A-CERDO


EL DESERT PROHIBIT


SHERLOCK


FANTASMA BLITZ


NOT ALONE


TICKET TO MARS


1, 2, 3


CATS


SHIKOKU


SUSHI GO!

lunes, 6 de mayo de 2019

ROJO SOBRE NEGRO a la Fira del Llibre de València


Ya de vuelta, quiero agradecer a Librería Pinazo y a su equipo, Apache Libros y a Susana, a la organización de la Fira del Llibre de València, y a tod@s los lector@s que habéis decidido entrar en Negro, por acompañarme este fin de semana.
¡ROJO SOBRE NEGRO y Carrie han arrasado! 



jueves, 18 de abril de 2019

Sant Jordi 2019 - Firmas


El martes 23, durante la Diada de Sant Jordi, podréis encontrarme en La Font de Mimir, recomendando libros y firmando los míos.
Aquellos que queráis que os dediqué algún ejemplar de ROJO SOBRE NEGRO, LA CASA DEL TORREÓN, LA PLAYA SUBTERRAEA, LA VIDENTE DE LA LUNA LLENA, MANUAL DE MAGIA MODERNA... Me podréis encontrar en la librería de 9 a 21h y estaré más que encantada!








El Club de Lectura de La Font de Mimir a Espècies Protegides

Avui, a Espècies Protegides (Cadena SER - Ràdio Barcelona) han tingut molt bona cura de llibres, clubs de lectura i autors.